Lo llaman Brexit pero también es autodeterminación

El Vaivén de Rafael Cid

<<Según nuestra idea actual, el derecho es un organismo

objetivo de la libertad humana>>

(R. Von HIhering)

Rafael Cid

La salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE), vista en perspectiva, no supone un <<divorcio a la inglesa>> sino una práxis de democracia deliberativa por las partes contratantes. Algo digno de resaltar si tenemos en cuenta que la historia contemporánea abunda en guerras de secesión, y que desde la implosión en 1991 de la antigua Unión Soviética (cuya constitución recogía un derecho de autodeterminación flatus vocis), y su proyección en la desintegración de Yugoslavia, lo que ha prevalecido en el mundo han sido dinámicas de integración. En unos casos para restaurar fracturas territoriales producidas por conflictos bélicos, como la reunificación de las dos Alemanías (República Democrática y República Federal).Y en otros, como sucede con la propia creación de la UE, para configurar procesos supraestatales en la era de la globalización.

Sea como fuere, lo que ha permitido un Bréxit sin tremendismos ni las tragedias acostumbradas es, mal que a algunos les resulte impropio, la vigencia de un moderno derecho de autodeterminación como activo democrático. Los países concernidos por las normas de la UE no pierden su soberanía. Actúan compartiéndola con sus órganos de gobierno en unos ámbitos o reservando su capacidad exclusiva en otros. Eso explica que habiéndose ratificado la adhesión en 1973 por un mayoritario 70% de la población, Londres decida ahora salirse tras otra consulta apoyada tan solo por un 51,9 % realizada en 2016. La ruptura democrática es una norma válida política y jurídicamente cuando se interpela al consentimiento de los gobernados que condiciona la representación de los gobernantes. El pactum societatis es reversible, como asiste a ciudadanías adultas. El autocrático <<hasta que la muerte nos separe>> declinó con el radical cuestionamiento del pactum subiectionis que Thomas Hobbes llevó a sus últimas y alienantes consecuencias.

Mientras el Reino Unido y la Unión Europea restañan las heridas que la desconexión ha producido, aprendiendo a convivir sin apareamiento, su ejemplo ofrece a la realpolitik un interesante campo de experimentación. Lo acontecido con el Brexit contiene pautas de acción política que sin duda incidirán en el desarrollo del derecho comparado internacional a uno y otro lado del Canal de La Mancha. Porque la mutación producida entre las partes y el todo ha sido de doble vínculo: a nivel interno y a nivel externo, y de mayor a menor. En un primer tiempo, la victoria por la mínima de los partidarios del Bréxit en el conjunto del país solapó el derecho a decidir de signo contrario expresado por los ciudadanos de Escocia, que en un 62% se habían inclinado por la permanencia en el continente. Una desafección que ha venido a sumarse al intento de los independentistas escoceses por desvincularse del Reino Unido que resultó derrotado por el 55,3% de sus electores en 2014. Vasos comunicantes que configuran el ejercicio autodeterminacionista a tres bandas, con daños colaterales para el viejo Reino de Escocia, cuyas autoridades hoy buscan una nueva síntesis de signo europeísta con otro y definitivo referéndum. Seguramente para no desairar a su orgulloso lema patrio: <<nadie me ofende impunemente>>.

Países como España, con menos solera que el Reino Unido en su histórica relación con la Unión Europea; que no sometió la adhesión a la UE al veredicto de sus ciudadanos; y que mantiene en su Constitución el referéndum tipificado solo con carácter testimonial no vinculante, podrían buscar enseñanzas en el Bréxit para hacer de la necesidad virtud.

2 comentarios en “Lo llaman Brexit pero también es autodeterminación

  • el 3 febrero 2020 a las 11:36
    Permalink

    Acabo de escuchar por Radio Klara los cometarios de Rafa Cid en el programa de los lunes «Es lo que hay» , donde respeta el derecho a decidir de los ciudadanos ingleses, pero no respeta el derecho a decidir de las afiliadas y afiliados a la CGT-LKN de Euskal Herria que decidieron no apoyar la Huelga General del 30 de Enero y sí las movilizaciones en ese día.
    ¿Rafa Cid conoce los motivos de esta decisión?. ¿ Conoce como fue decidida la Huelga General del 30 de Enero y quien lo decidió?
    ¿Rafa Cid conoce como el 30 de Enero los pensionistas fueron eclipsados totalmente por los sindicatos nacionalistas ELA y LAB y, además, que muchos miles de pensionistas no salieron ese día a la calle?

  • el 3 febrero 2020 a las 14:42
    Permalink

    Una sátira del cagallero de la Tenaza

    Nacionalismos y colonialismos varios

    ¡¡¡El Bréxit, el bréxit, el bréxit…!!! Tiene Inglaterra todo el derecho del mundo en decidir escindirse del proyecto europeo. Pero claro, eso le traerá consecuencias que a su vez tendrá que asumir como es el problema de Escocia, ( que por cierto están un tanto escocidos) Irlanda del norte y por ende, también Gibraltar. Pero dejemos este problema que mal que bien resolverán los hijos de la Gran Bretaña.
    Pongamos la lupa en la Europa de los veintisiete, con el concepto que esta tiene de si misma, de su concepción asimétrica entre norte y sur de la misma «Unión», en donde los países del sur cumplen una función subalterna y de servidumbre, en donde sus economías y su concurrencia en el mercado están sometidas a través de unas falsas deudas, en la medida en que para pertenecer a este club hubo que someterse a un saqueo de la industria nacional, sea se altos hornos, astilleros, textil, calzado y sobre todo y en este preciso momento a someter toda la agricultura del país al arbitrio de la industria de los países del norte en su comercio con terceros países de Asia, América o África.

    De esta situación un tanto anómala y en perjuicio de la clase trabajadora de España no se puede decir otra cosa que la situación de España con respecto a a Europa del norte no sea otra cosa que una relación de potencia colonizadora hacia colonia sometida, borrando su identidad y sobre todo decidir que debe de ser una España despersonalizada, travestida esta en un «Parque temático». Quedando el grave problema de los salarios, pensiones y servicios públicos en general hechos unos zorros. Esa es la situación del País. ¡¡¡El Bréxit, el Bréxit, el Brexit.

    Emili Justicia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies